Mi segundo encuentro (fugaz) con Felipe Cuamea

Daniel Solorio Ramírez
Facultad de Derecho, UABC Mexicali
TribunaDeEnfoque.com, abril 22, 2015

Logo Tribuna de Enfoque

1. Hoy martes 21 de abril de 2015 (12.30 horas) me topé por segunda vez con Felipe Cuamea.  En los corredores de UABC Mexicali. Un brevísimo apretón de manos. Igual que en nuestro primer encuentro (también fugaz) Felipe tenía prisa. Tuve la impresión (equivocada, quiza) de que no le regocija saludarme.  Pero bien pudiera ser mi imaginación.

2. Al calor del escaso y efímero poder que tuvo en sus manos, Felipe me expulsó por tres años de las aulas universitarias.  No le guardo rencor.  No lo hizo por cuenta propia.  Y dicen que tampoco por maldad, pero eso sí, nunca quiso, ni pudo escucharme, y al parecer todavía no quiere hablar conmigo.  Quizá mi apreciación sea equivocada.

3. Mi primer encuentro con Felipe ocurrió hace unas tres o cuatro semanas, ante un testigo de calidad.  Conversaba yo cordialmente en los corredores de UABC con César Rubén Castro Bojórquez, hombre controversial, ex-rector, miembro prominente (también) del círculo del poder universitario.  Repentinamente Felipe Cuamea descendió de su elegante vehículo a pocos metros.  No pudo evitar el encuentro.  Su rostro no expresaba regocijo.  Casi le arranqué un endeble abrazito, un dudoso apretoncito de manos y luego él se fue con prisa extrema.  Afable, divertido, Rubén Castro murmuró algo picaresco que mis oidos oyeron pero mis neuronas no guardaron.

4. Hoy martes 21 de abril nos topamos inesperadamente en los corredores aledaños al estacionamiento de Derecho.  Felipe no me dejará mentir, pero me pareció que habría preferido no saludarme.  Me apena haberle forzado un poquitín.  Le llamé, y por su prisa sólo pude decirle, con perturbada alegría,… ” ¡Felipe: ya estoy de nuevo aquí,!.. y él sólo dijo: ¡ah, muy bien! ” y se alejó a grandes zancadas.

5. No le guardo rencor a Felipe.  Tampoco a quienes lo indujeron a “correrme” ni a los que operaron mi ” corrida”.  Están aquí y allá, por todos lados.  Les saludo casi a diario.  La sabrosa vida universitaria no sirve si guardas rencores.  Si Felipe me invita un café, platicaremos.  Si alguien lo ve, le ruego darle el recadito: que me encuentra en “facebook”; que me mande un “in box”.  Digo, pues, en mis tres añitos fuera de las aulas tuve mucha hora libres y aprendí a usar estas herramientas. Todo gracias a Felipe y sus colaboradores.

Leave a Reply

  

  

  

You can use these HTML tags

<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>